VOX demanda a Twitter por suspensión de su cuenta | THE LATAM POST

VOX demanda a Twitter por suspensión de su cuenta

    El partido español VOX demandó a la red social Twitter y a su...
Vox demandó a la red social Twitter

 

 

El partido español VOX demandó a la red social Twitter y a su encargado en España, Nathalie Picquot, luego de que la cuenta oficial de la organización fue suspendida el pasado jueves en pleno inicio de la campaña electoral de Cataluña.

Según el partido, esta medida vulnera su derecho a la libertad de expresión y tiene la agravante de hacerlo dentro del contexto de un periodo electoral, lo que ha ocasionado «graves perjuicios contra su imagen y contra su capacidad de difundir su programa para los comicios» que se realizarán el próximo 14 de febrero.

VOX exige que se ordene el desbloqueo de la cuenta como medida cautelar.

 

De acuerdo con Twitter,  uno de los mensajes difundidos por el partido, como parte de su campaña «Stop Islamización», ha sido el motivo para ejercer la suspensión.

El bloqueo a su cuenta, explicaron voceros del partido, supone la profanación de sus derechos fundamentales, la acusación injustificada de un delito de odio y la comisión de otras faltas como injurias y calumnias por parte dela empresa.

Exigen la comparecencia de la responsable de la red para dirimir la querella, que se da luego de una primera suspensión de la cuenta por parte Twitter España.

Entre los derechos fundamentales que VOX ha percibido afectados se encuentran el derecho a la información y el pluralismo político, el derecho a la participación política y el principio de igualdad. Además de la lesión a su derecho al honor al cuando insisten en «imputar falsamente un delito a VOX, difamando a esta formación al imputarle falsamente un delito de odio».

Según Jorge Buxadé, abogado de VOX, la medida tomada en un periodo electoral, «causa un daño añadido» al impedir a sus candidatos «competir en igualdad de condiciones que los del resto de formaciones».

«Twitter no puede sustituir una decisión judicial, una facultad que se ha arrogado sin ser competente para ello», subrayó Buxade.