¿Quiénes promueven este paro?

Los estatistas necesitan gente que no ahonden en sus propuestas para que los pobres sigan financiando su parasitaria vida como estatistas
Quiénes promueven el paro

Si este paro fuera una iniciativa del pueblo, seguro yo estaría allí.

Los representantes del Comité de Paro son personas que quieren vivir a expensas suyas y la relación simbiótica para describirlos se llama parasitismo. Así es, son unos parásitos que quieren su dinero y en esta nota voy a develar lo que está detrás de algunas de las 7 solicitudes del Comité de Paro, ya que veo gente muy contenta aplaudiendo cada una de ellas, ¿Pero usted entiende qué significan?

El estatismo funciona como las trampas para ratones, funciona porque el ratón no entiende por qué el queso es gratis, por eso cuando le pregunto a la gente de dónde va a salir el dinero de cada una de las propuestas del Comité de Paro o no las conocen o no tienen ni idea de donde sale el dinero y por eso es tan absurdo que un paro que se generó por una reforma tributaría de 25 billones tenga una contra propuesta que nos cueste 80 billones.

Para entender la trampa del ratón entendamos quienes la están construyendo:

Jénifer Pedraza, la líder estudiantil militante del Polo, que estudió en la Universidad Nacional y que obviamente nunca pisó un colegio público y quiere para los más pobres la condena de no poder elegir su educación, ya que está en contra de los colegios en convenio y en concesión y obviamente de que el dinero se le entregue directamente a los padres para que escojan el colegio público o privado que ellos quieran, ya que es muy importante que los pobres no hagan este tipo de reflexiones y sobre todo no asistan a la universidad pública.

Ya para todos es sabido que las personas que ingresan a la Universidad Nacional en su mayoría no son de estrato bajo, sino una elite que sale de los mejores colegios del país que por lo general son privados, no por nada ella estudió en el colegio New Cambridge, un colegio con bachillerato internacional.

Los estatistas necesitan gente que no ahonden en sus propuestas para que los pobres sigan financiando su parasitaria vida como estatistas, por eso proponen y no a la alternancia educativa, perjudicando con esto a los niños más pequeños, que son los que menos va a aprender con la virtualidad.

Siguiendo esta línea una de las propuestas que suena espectacular y que resulta ser otra trampa es la de matrícula cero.

El discurso hegemónico es que la educación pública está desfinanciada, pero nadie se pregunta ¿Cómo va a estar desfinanciada si tiene la partida presupuestal más alta de todo rubro nacional?

Para que entiendan la dimensión y la incoherencia de esta situación, revisen, por favor, las cifras oficiales de la página de la universidad nacional para responder la siguiente pregunta ¿Qué presupuesto tiene la universidad?, se darán cuenta de que el presupuesto total es de 2 billones de pesos si eso lo divide por el número de estudiantes, significa que a nosotros los contribuyentes nos cuesta alrededor de 18 millones de pesos el semestre cada estudiante, tal vez el problema no es de financiación sino de eficiencia, porque recuerde que usted es el que paga la cuenta a través de impuestos.

Por otro lado, tenemos a Hermes Pete. Es el representante de la zona Tierradentro, ubicada en el Cauca, este señor se desempeña como consejero mayor del Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC.

Para que usted entienda que quieren los indígenas de usted, debemos entender que un solo CRIC recibe 300 millones de pesos que salen de nuestros impuestos.

En el Cauca hay alrededor de 117 cabildos, más o menos son $35.100 millones lo que reciben estos cabildos, que no rinden cuentas.

Ellos no solo reciben dinero por transferencias, sino también por convenios interinstitucionales que hacen con algunas entidades o ayudas de ONG. Por eso uno de los puntos es No discriminación de género, diversidad sexual y étnica, en nuestro traductor significa más programas gubernamentales financiados por impuestos para que sigan parasitando de los que generamos riqueza y cuando digo estos no me refiero a Ardila Lule, que sabe cómo evadir impuestos, lo digo por doña María o don José, que no van a tener plata para pagarle a un contador para poder proteger el fruto de su trabajo del infierno fiscal en el que se van a convertir Colombia.

Ahora vienen los parásitos mayores, los sindicalistas. Allí tenemos a Willian Velandia, presidente de Fecode; Percy Oyola, presidente de la Confederación General del Trabajo (CGT); Fabio Arias, fiscal nacional de la CUT; Francisco Maltés Tello, Presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT).

Todos ellos proponiendo una renta básica universal, como si la plata saliera de los árboles. La pregunta para ellos es ¿De dónde va a salir la plata? Y la respuesta es haciendo que su dinero valga menos, eso es lo que significa emisión de moneda o a través de deuda, eso quiere decir a través de impuestos que pagarán sus hijos.

Es decir, esclavitud para sus hijos. Recordemos que la esclavitud es trabajar gratis. Los colombianos trabajamos 7 meses gratis para pagar salario de políticos y burócratas. Los sindicatos no trabajan por usted, trabajan para que el Estado le quite más dinero para robarse una parte y luego entregarle servicios de pésima calidad, como por ejemplo educación pública.

Hablemos ahora de Jorge García, el presidente de la Confederación de Transportadores y la propuesta de defensa de la producción nacional (agropecuaria, industrial, artesanal, campesina). Subsidios a las MiPymes y empleo con derecho y una política que defienda la soberanía y seguridad alimentaria.

Suena bonito, verdad, y acude- como lo haría Hitler en algún momento- al sentido nacionalista, pero esta idea en términos prácticos significa que los más pobres van a tener que comprar productos más caros, con el fin de proteger a empresaurios cómodos que no quieren ser eficientes y competitivos, en lugar de atacar la raíz del problema y es que Colombia no es productiva ni competitiva.

La solución para que seamos competitivos, sin que sea la única, pasa por tirársele el negocio a los transportadores, un gremio que está en la mesa. Clic para tuitear

Una idea para aumentar la productividad podría ser habilitar medios de transportes más baratos como el tren y el barco que posibiliten hacer competitivo al campo.

No me voy a extender en las otras 3 propuestas porque no me queda más tiempo, pero el resumen de esas propuestas es más dinero para los parásitos estatales y barreras de entradas para que el sector privado no haga lo mismo con menos dinero y de manera más eficiente.

Ojo, señores, si ustedes estaban en contra de una reforma tributaria de 25 billones, no se vayan de dejar meter una de 80 que va a hacer que su dinero valga menos, que endeude a sus hijos y que no está resolviendo los problemas del país.