Régimen de Nicaragua se lucra de oro extraído ilegalmente de Venezuela
Venezuela envía oro ilegal a Nicaragua

El régimen de Nicolás Maduro se ha quedado sin muchas opciones para el ingreso de divisas, ya que está sancionado por EEUU por crímenes de lesa humanidad y violación de derechos humanos. Todo ello lo ha llevado a practicar la extracción ilegal del oro de los venezolanos para ser enviado al dictador nicaragüense Daniel Ortega, a fin de negociar el recurso mineral con empresas transnacionales.

Régimen de Nicaragua se lucra de oro extraído ilegalmente de Venezuela Clic para tuitear

Sale mucho oro ilegal de Venezuela, lo mandan a Nicaragua y lo venden como oro nicaragüense ante el mercado transnacional. Hay mucha relación, Venezuela no tiene el dinero que tenía antes, ya no puede regalar tanto, tampoco está lavando tanto dinero porque el Estado ya no tiene tanto dinero para lavar, dijo el experto Douglas Farah.

El Centro de Trámites de las Exportaciones (Cetrex) de Nicaragua, ubicaba en 2019 las exportaciones de oro del país centroamericano en el tercer lugar; sin embargo, en 2020, pese a la pandemia, el recurso natural se convirtió en el principal ingreso de divisas.

Por ello, Farah señala que las ganancias elevadas por el oro en los últimos años motivaron al tirano Ortega a crear la Empresa Nicaragüense de Minas, ENIMINAS a fin de tomar el control de la energía y petroleo para realizar sus actividades criminales junto al tirano venezolano.

El estadounidense resalta que las operaciones dentro de la minería ilegal sirven también para lavar dinero proveniente de múltiples delitos.

Además indica en su investigación que la familia presidencial nicaragüense centraliza el poder para favorecer al crimen organizado, con el objetivo de que bandas de narcotraficantes hagan sus negocios internacionales sin obstáculos y con total tranquilidad.

Cuando un Estado dominante como el régimen de Ortega controla todas las estructuras, entonces eso se vuelve un negocio muy seguro para los narcotraficantes. Ellos saben que, si llegan, pagan y hacen los tratos con el régimen de Ortega, van a pasar tranquilos desde los servicios de inteligencia, el Ejército y la Policía, que obedecen las reglas del juego allá. En el Triángulo del Norte no es tan así, describe Farah.

Estas prácticas de reacomodo son una forma de esquivar las sanciones impuestas por EEUU y la Unión Europea a los dictadores Maduro y Ortega por crímenes y violación de derechos humanos, subraya Farah.

Oro criminal

La ONU denunció que la dictadura de Maduro contribuye a la impunidad de los crímenes atroces que se cometen en el Arco Minero entre bandas de crimen organizado.

La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, ha exigido a la dictadura que «se tomen medidas para terminar con la explotación laboral y sexual, desmantelar los grupos criminales que controlan las actividades mineras, y castigar a los responsables de las violaciones de derechos humanos».

Expertos han certificado que la mina de oro en Venezuela es la cuarta más grande del planeta, con casi un millón y medio de kilogramos en recursos auríferos.

El Arco Minero ocupa 111.843,70 km2 (12% del territorio nacional). Sin embargo, organizaciones ecológicas aseguran que en la actualidad abarca todo el estado Amazonas, Bolívar y Delta Amacuro, totalizando 458.345km2; es decir, el 47,43% del territorio.