España estudia frenar nuevas cepas de Covid-19 limitando movilidad con otros países | THE LATAM POST
España sopesa medidas para evitar la llegada de las nuevas cepas del COVID-19

 

Medidas para frenar la llegada de las nuevas cepas de coronavirus, como las aparecidas en Brasil y Sudáfrica, estudia el gobierno de España. Las mismas serían tomadas en los próximos días, según anunció este lunes la Ministra de Asuntos Exteriores de ese país, Arancha González Laya este lunes 1 de febrero.

Estas acciones reforzarían las tomadas ya por la nación ibérica, como la suspensión de las conexiones aéreas y marítimas con Reino Unido, para evitar la llegada de la variante del Covid-19 surgida en la isla.

En esa misma línea, se evalúa limitar la movilidad con ciertos países “buscando aislar de la manera más ‘quirúrgica’, nuevas cepas que van apareciendo”, dijo González Laya, en una entrevista televisiva.

“Lo hemos hecho con Reino Unido, cuando se cortaron las conexiones al poco de aparecer la variante británica del SARS-CoV-2, y habrá que tomar más medidas para evitar la expansión de las nuevas cepas que están apareciendo», señaló la ministra.

En ese sentido afirmó que el gobierno español sigue «con gran atención» la evolución y desplazamiento de las variantes originarias de Brasil y Sudáfrica.

Por ejemplo, de la variante brasilera hasta ahora se han detectado casos en diversos países, entre ellos: Colombia, Estados Unidos, Japón, Reino Unido, Italia, Alemania, Corea del Sur e Irlanda, según informes de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Menos movilidad contra las nuevas cepas

Según la ministra, en Europa se tiene una “idea clara” de que debe evitar un cierre de fronteras dentro del espacio Schengen, como sucedió en la primera ola del coronavirus. Sin embargo, también se tiene claro que para controlar la expansión del virus y en especial de sus nuevas cepas, «tenemos que ir también restringiendo la movilidad dentro del espacio europeo”, agregó.

 

El objetivo de estas medidas sería «Evitar el contagio de aquellas cepas que viajan más rápido, que se transmiten más fácil y que hacen que esta pandemia crezca de manera exponencial”. Pero, agregó González Laya, para que se pueda concretar esto «tenemos que dialogar con los países de la Unión Europa y terceros».

«Sabemos que esto no gusta a nuestros ciudadanos, sobre todo a quienes viven en zonas transfronterizas. Sin embargo, pedimos que nos ayuden con su comportamiento responsable para que juntos podamos frenar la llegada de nuevas cepas y controlar la pandemia», ha pedido la jefa de la diplomacia española.

Gonzalez Laya ha sido enfática al reiterar su llamado: «Este no es el momento de moverse si no es estrictamente necesario”. Así mismo ha pedido a los ciudadanos españoles que tenga “paciencia, determinación y responsabilidad».

«Es importante que estas normas se respeten porque, si todos contribuimos, vamos a poder doblegar esta tercera ola», añadió la jefa del despacho de Exteriores.

¿Vacuna Rusa en España?

En cuanto a álgido tema de las vacunas, el gobierno español no descarta que en un futuro se pueda usar la vacuna rusa Sputnik V en los países de la Unión Europea -y por tanto en España-, siempre y cuando cumpla con los requisitos establecidos por  instituciones comunitarias.

Finalmente ha subrayado que lo verdaderamente importante es garantizar que las vacunas que llegan a los ciudadanos europeos y españoles «sean eficaces para protegerles del virus y que a través de esa inmunización podamos controlar la escalada en los contagios».