Régimen de Maduro pide extradición de Leopoldo López

El descaro del régimen de Nicolás Maduro no tiene límites. Mientras las filas chavistas son señaladas de cometer los más bajos actos criminales, se atreven a emitir una orden de extradición contra el líder opositor Leopoldo López, quien huyó de una dictadura que lo culpó falsamente de incitar a la violencia en el estallido social de 2014 contra el tirano.

Los magistrados que Maduro colocó a dedo en el Tribunal Supremo de Justicia para seguir sus órdenes, emitieron un comunicado solicitando a las autoridades españolas la extradición de López.

Según el texto de los chavistas, la condena que debe cumplir López es de “ocho años, seis meses, 25 días y 12 horas”.

Es acusado por los delitos de “determinador en el delito de incendio, determinador en el delito de daño, autor en el delito de instigación pública y el de asociación”.

En contexto

López fue acusado de incitación a la violencia en protestas contra el régimen que dejaron 43 muertos y unos 3.000 heridos entre febrero y mayo de 2014.

Estuvo preso desde febrero de 2014 en la prisión militar de Ramo Verde en Caracas, y en septiembre de 2015 fue condenado y sentenciado a 13 años, 9 meses y 7 días de cárcel. En 2017, tras nuevas protestas y negociaciones con el régimen, López fue puesto en arresto domiciliario.

El 30 de abril de 2019 fue “liberado por militares a la orden de la Constitución y del presidente Guaidó”. Ese mismo día participó en la llamada “Operación Libertad”, un intento de levantamiento castrense dirigido por el líder opositor Juan Guaidó.

Después del fracasado levantamiento, López se refugió en la casa del embajador de España en Caracas, Jesús Silva, donde se encontraba en calidad de huésped mientras era acusado de “terrorista” por la dictadura.

Estuvo en la delegación diplomática hasta octubre de 2020, cuando huyó a Madrid.

En retrospectiva

El estallido social por el que se acusó a López se produjo en 2014 y fue el resultado de una población que no quería ver más a su país en un panorama oscuro que ya pintaba el chavismo, y que produjo el desastre económico con una hiperinflación que terminó destruyendo los sueños de miles de venezolanos que comenzaron a huir en masas de la grave pobreza.

Maduro y su equipo de leales, se escudaron de las acusaciones de la comunidad internacional que lo empezaban a señalar de “dictador” y responsable de las víctimas, buscaron a un culpable de las muertes y heridos que ocurrieron en aquel año trágico para el país.

López, líder del partido Voluntad Popular, fue arrestado por promover la protesta pacífica dentro del marco de la Constitución, denominada “La Salida”, que buscaba la renuncia de Maduro.